Oz
Oz
Diseñador y programador
26 años

Cadereyta Jimenez

Status
Lector de oro - 36 Manuscrito(s) evaluado(s
Géneros preferidos
FICCIÓN: TODAS LAS CATEGORÍAS
Suspense
Fantasía, terror
Ciencia ficción
Manuscritos descargados
46
Media de las notas dadas
4.25/10
Enviar un message

Tu ficha de lectura

7.00 Apreciación global

7.50 Apreciación literaria

El brote

Las esculturas de madera parece que espían en la oscuridad. Sus rostros se esconden tras los matorrales, los troncos y las raíces empapadas. La niebla desciende de las cimas como un enorme gusano blanco que, sin prisa, quisiera devorar el bosque. A veces la luvia cae y empapa las hojas secas. Huele a musgo y a piedra, y el sol resplandece en las aguas lejanas del lago cubriéndolo de rojo.

Jorge, un niño de once años, llega a la cabaña de sus abuelos a pasar unos días. No quiere estar allí, y en la humedad oscura, parece que hay cosas que también0 desean que desaparezca.

Escrito con un ritmo y un estilo cercanos al guión televisivo, «El brote» es una novela corta sobre la esperanza, la magia y la bondad, pero también sobre el miedo, el dolor y la venganza. Descubre qué se oculta entre las hojas.

Mi resumen

Jorge es un niño de once años que llega a casa de sus abuelos para pasar unos días. Aunque en un principio no quería estar ahí, poco a poco se va encariñando con su abuelo. El bosque es extraño y parece estar lleno de magia. Cosa que da un poco de miedo al niño, sobre todo por las esculturas de madera que talla su abuelo, pues parecen tener vida propia y moverse por todas partes. Cierta mañana Jorge desaparece. Así empieza una larga búsqueda. Así el abuelo se embarca en una cruzada que a ratos le supera. El secreto está en el bosque. Basta con saber dónde buscar.

Apreciación general

En una frase : Empieza a un ritmo pausado. Crea expectativa con el asunto de las esculturas y la forma en que estas parecen moverse a libertad. Da la impresión de que la historia gira en torno a la magia del bosque, pero pronto las cosas se tornan escalofriantes. La incertidumbre y desesperación van creciendo gradualmente hasta llegar a su punto culminante al final de la historia.

Qué he apreciado especialmente : El ambiente y los diálogos.

Otros comentarios

Estilo literario : La trama tiene potencial, pero en el escrito se podía adivinar el final de la historia a partir de pequeños datos que el autor fue salpicando por aquí y por allá. Desde luego que esos datos eran esenciales para que el desenlace tuviera sentido, pero bien pudieron haberse ocultado de otra manera. El narrador actúa como una especie de cámara que capta escenas sueltas, bien seleccionadas, pero que al pronto nos deja con la duda de a quién debemos seguir. El asunto es que se supone es una novela, no una película. Una historia así se me antoja mucho más extensa. Y puesto que la mayor parte de la acción recae en el abuelo y en el nieto, estos debieron ser los personajes principales, estos debieron ser nuestra ventana a ese peculiar mundo. Se desperdició mucho material creativo y circunstancial, la clase de material que esperamos leer en una novela. La narrativa es regular. De hecho, reitero la sensación de estar leyendo las acotaciones en el guion de una película. Cumple con la intención de narrar, pero nos deja con la sensación de que a nuestro autor le hace falta definir o asentar su estilo; ese algo que lo haga diferente, que lo haga único. Una narrativa así de monocorde puede hacer una lectura tediosa o poco atractiva para la mayoría de lectores.

Mi impresión sobre el título del libro : Tiene relación con la obra, pero es poco sugerente.

Qué opino de los personajes : El mejor de todos es el personaje del abuelo, al que llegamos a conocer con cierta profundidad. El personaje de la abuela también está bien dibujado, y es el complemento perfecto para el abuelo. El niño no tiene profundidad, lo que considero reprochable considerando su participación en la historia. El resto de personajes están apenas esbozados, cosa que no es trascendente, ya que son simples rellenos.

Qué opino del tema general del libro : Tiene mucho potencial. Es intrigante la atmósfera de misterio que se crea alrededor del bosque y de las esculturas del abuelo. Me recuerda un poco a la película de “EL NIÑO”, esa en la que una mujer es contratada para cuidar, supuestamente, a un muñeco de porcelana. Todo el tiempo sabes que las cosas no son lo que parecen, y eso es lo que intriga más. Lo que si me pareció que estuvo de más fue el final del prólogo, en la que el abuelo muerto supuestamente va a donde su nieto. Ese final rompe con la sensación de haber unido al fin todas las piezas. Porque uno llega a pensar que los muñecos de madera eran manipulados por el hombre del bosque. También uno llega a pensar que las vivencias del abuelo eran más bien delirios. Pero ese final abre la posibilidad de que el bosque sea realmente mágico, y con eso se acaba la sensación de thriller psicológico. En todo caso, si se abogase que el chico también está loco, esa hipótesis se pierde al decirnos que ya ha logrado superarlo todo. Otra cosa sería si, por ejemplo, el chico está encerrado en una clínica de salud mental. La mayoría de lectores no quiere que el bosque sea mágico. La mayoría de lectores quiere sentir que ha sido capaz de unir las piezas del rompecabezas y darle explicación a lo inexplicable.

¿Este libro sería una buena película? : Sí lo sería. Es cierto que Hollywood está lleno de cintas así, y no se diga el cine independiente, principalmente el japonés, pero eso no quita el potencial artístico que podría explotarse en la fotografía para una película basada en esta historia. El bosque lleno de bruma, las figuras de madera, el sujeto del bosque. Si mola.